Mostrar menú secundario

La Casa de las Ciencias inaugura la exposición ‘Científicas olvidadas jamás contadas’

25
Feb
2021
20210225_Alcalde_comisaria Rosana Largo

El alcalde de Logroño, Pablo Hermosos de Mendoza, junto con las concejalas de Cultura, Carmen Urquía, y de Igualdad, Eva Tobías Olarte, ha inaugurado esta mañana la exposición ‘Científicas olvidadas jamás contadas’, de Rosana Largo Rodríguez, que se puede visitar en la Casa de las Ciencias hasta finales de mayo.

Cuando se habla de grandes científicos o inventores, suelen venir a la cabeza figuras como Leonardo Da Vinci, Einstein o Edison, entre otros. Sin embargo, se desconocen inventos hechos por mujeres que han cambiado el curso de la historia. Con la exposición de ‘Científicas olvidadas jamás contadas’, la Casa de las Ciencias divulga el legado de doce científicas e inventoras, a través del lenguaje de los cuentos tradicionales.

El alcalde ha destacado la importancia de dar a conocer las aportaciones de las mujeres a lo largo de la historia y que frecuentemente han estado ocultadas. Es imprescindible, por justicia, que la sociedad las conozca para que, especialmente las niñas y las jóvenes, las tengan como referentes y como fuente de inspiración para que en un futuro muy próximo podamos contar cuentos que empiecen con ‘Erase una vez una científica o una inventora y que la historia se haga realidad”.

Asimismo, ha querido animar a las familias y a los colegios a que acudan a visitar esta muestra para que contribuyan a narrar la historia y los avances de mujeres valientes, decididas y audaces como lo son las científicas e inventoras y ha concluido con las palabras de la ingeniera y astronauta de la NASA, Mae Jemison, que ha dirigido a las niñas y jóvenes, “que nunca os limite la imaginación limitada de los demás”.

La muestra conecta a las protagonistas de cuentos infantiles con mujeres científicas e inventoras como Hypatia de Alejandría, Marie Curie, Ruth Sager, entre otras, cuya fundamental contribución en diferentes ramas de la ciencia ha sido muchas veces ignorada u olvidada.

Esta exposición pretende cambiar el estereotipo de algunos cuentos en los que la protagonista solo aspira a casarse y comer perdices para siempre; y sobre todo, acercar al público familiar los descubrimientos científicos e inventos más relevantes hechos por mujeres, utilizando el cuento como herramienta comunicativa para llegar mejor a los niños y niñas.

La exposición cuenta con tres apartados diferenciados, uno de mujeres científicas, otro de mujeres inventoras y otro del ‘Principito en el siglo XXI’ sobre las calculadoras de estrellas.

El apartado de científicas relaciona el cuento de ‘Alicia en el País de las Maravillas’ con la matemática, astrónoma y filósofa Hypatia de Alejandría; el de ‘Pulgarcita’ con la entomóloga María Sibylla; ‘Ricitos de Oro’ con la astrofísica Henrietta Swan; Caperucita roja con la física Marie Curie; ‘La princesa y el guisante’ con la genetista Ruth Sager y el cuento de ‘Blancanieves’ con la bióloga molecular María Blasco.

El área dedicada a las mujeres inventoras conecta el cuento de ‘La sirenita’ con el telescopio submarino de Sarah Mather; el de ‘Cenicienta’ con el lavavajillas de Josephine Cochrane; ‘La bella y la bestia’ con la tecnología alimentaria y el sistema de envasado al vacío de Amanda Jones; ‘La casita de chocolate’ con las cookies de Ruth Wakefield; ‘El mago de Oz’ con el GPS de Hedy Lamarr y el cuento de ‘La lechera’ con la máquina transportadora de leche de Fermina Orduña.

Otra sección especial de la exposición está dedicada al cuento de ‘El principito’ y al nuevo planeta que si Antoine de Saint-Exupéry viviera dedicaría a las mujeres astrónomas del XIX que son conocidas como las “Computadoras de Harvard”.

La exposición dispone de dos photocall para que los niños y niñas puedan fotografiarse como inventoras o científicas. De esta manera se pretende dar visibilidad a las mujeres que han contribuido al desarrollo de la ciencia y cuyos inventos han mejorado la vida, con la finalidad de que sirvan de referentes y de inspiración a las nuevas generaciones.

Además, la muestra cuenta con un juego a modo de rosco de preguntas, en el que las personas visitantes podrán poner a prueba sus conocimientos sobre 26 científicas y sus aportaciones al avance de la ciencia.